jueves, 15 de julio de 2010

El Senado aprobó el matrimonio igualitario


Jueves 15.07.2010. Después de casi 14 horas de debate, el proyecto que autoriza el casamiento entre personas del mismo sexo se convirtió en ley con 33 votos a favor, 27 en contra y 3 abstenciones.
Se habló de cambio cultural, de derechos, de prejuicios y discriminación. Se habló de familia, de orden natural, de religión. Un debate que cruzó fundamentos y creencias....


La televisión nacional muestra desde la pantalla esta realidad desde exitosos ciclos como Botineras y Para vestir santos buscando superar el debate sobre el matrimonio homosexual

Por Laura Ventura
Para LA NACION
Esa caja que llaman boba también puede convertirse en espejo. Inmadura y cholula, debate sobre la sexualidad de un magnate mediático, pero también dedica su espacio a narrar historias más verosímiles que algunos escándalos con fragancia artificial. Celeste Cid y Cristian Sancho interpretan a personajes homosexuales en Para vestir santos y Botineras, respectivamente. Y mientras la crítica elogia estas composiciones, el Senado debatirá mañana la ley de matrimonio entre personas de un mismo sexo. Y así, la caja boba se convierte en una caja de resonancia que legitima y acerca a los espectadores un universo que muchos desconocen.
La menor de tres hermanas (Cid) asume en Para vestir santos su sexualidad luego de muchas dudas. Martina Gusman, como Laura, una médica, se convierte en su primer amor. Pero no será el único: pronto se incorporará al unitario Julieta Díaz para seguir desarrollando esta faceta de su personaje. "No soy; ella, sí, lo es. Quiero que el tiempo pase y que todo vuelva a ser como antes", dice, y se desdice Male en uno de los capítulos del ciclo. Pero luego confiesa su identidad a sus hermanas y su temor de no poder ser madre. "Antes, un personaje homosexual era un ser pintoresco y, en general, ocupaba un lugar muy secundario en las ficciones. Luego, este tema pudo aparecer de manera más adulta. Hoy, afortunadamente, la homosexualidad en un personaje es una característica más y vive tantos conflictos como cualquier otro", dice el autor del unitario, el también dramaturgo Javier Daulte.
En esta ficción, Hugo Arana interpreta a un tío de las hermanas (el actor en los ochenta le dio vida al Huguito Araña de Matrimonios y algo más , con otro tono que era claro reflejo de su época) como un hombre torturado por su sexualidad. "La tele es una caja de resonancia, eso es inevitable. Hay ficciones que se pueden ocupar más o menos de educar. No es el caso de Para vestir santos . No nos estamos proponiendo ningún tipo de bajada de línea. Pero es un factor inevitable y es importante ser consciente de eso", admite.



Valientes
Los estereotipos se alejan progresivamente de los guiones y los personajes homosexuales cobran mayor presencia en nuestra pantalla chica, pero, en especial, mayor verosimilitud. Cristian Sancho, el actor y modelo de los abdominales perfectos había participado de la obra de teatro Cinco gays.com , pero siempre en tono de comedia. Los productores de Botineras lo tentaron para participar del ciclo de Telefé antes de que éste diera su viraje hacia el policial, como pareja de Diego Reinhold. "Les planteé un cambio y confiaron en mí porque para que mi personaje, «el Flaco», fuese creíble debía tener un contexto, una familia, es decir, había que incorporar actores", opina, y señala que este trabajo marcó un antes y un después en su carrera. "Quise contar una historia de amor. Mi personaje tuvo muchas aventuras, pero nunca se había enamorado. Esta es la primera vez que le ocurre. Es muy valiente", dice quien filmó escenas jugadas con su compañero Ezequiel Castaño para la ficción. "Salvo algunas excepciones, como el otro día en la panadería, no tuve problemas en la calle. Gente ignorante siempre la hubo, pero la TV tiene cosas buenas, como ésta, y permite también educar", opina.
"El Flaco" se enamora de un jugador de fútbol en ascenso, Lalo (Castaño). Su criatura, planteada en un inicio como periférica a la trama, fue creciendo, así como el compromiso de Sancho con la causa que se han puesto al hombro muchos artistas locales. El actor rosarino y Fito Páez filmaron el spot que se emitió en el Senado de aquella ciudad la última semana en respaldo del matrimonio gay.
El beso más famoso
Cuando Gerardo Romano besó a ese hombre "exuberante y vistoso" (como lo define el actor) que es Rodolfo Ranni, los camarógrafos no salían de su asombro. Corría 1992 y Jorge Maestro y Sergio Vainman escribían Zona de riesgo , un ciclo que reflejaba una pareja que se amaba por sobre todas las cosas, por encima de sus adicciones. "Tengo la sensación de que hoy hay una mayor soltura en los artistas a la hora de interpretar estos personajes. Los actores no tenemos una mirada moral. No despreciamos el cuerpo, apreciamos el goce y no vemos mal ninguna forma de amar", dice Romano, quien hoy interpreta Pirañas , de David Mamet. El actor admite que en principio tuvo miedo de salir a la calle luego de aquel beso tan comentado, por temor a la reacción popular, pero la repercusión fue positiva. "La TV es deformativa o formativa. Siempre hace muy bien reflexionar. Hoy no hay tanto revuelo por contar una historia así. Y uno de los cambios más importantes se da a nivel de los actores, en las nuevas generaciones, que lo viven con más desparpajo y aplaudo esta realidad", dice el intérprete.
El autor Jorge Maestro no es tan optimista. "La TV es gatopardista: cambia para que todo siga igual. Aún no he visto el amor. Sólo veo el sexo en estas historias, que aún son tortuosas", dice el guionista de tantos éxitos ( Los machos, Montaña rusa, La banda del Golden Rocket ). Además, Maestro habla de una mirada machista, en algunos casos: "Se apela a los ratones, al morbo, en muchos casos. Es sólo una excusa que no explora el universo gay como, sí, lo hacen otros programas extranjeros [ver recuadro]". 


UNA PREGUNTA INCENDIARIA 

  • El tema del almuerzo de Mirtha Legrand de ayer ?el matrimonio homosexual? daba para la polémica. Pero, al final, vino del lugar menos pensado: la propia conductora, que le preguntó a Roberto Piazza si no había riesgo de que una pareja gay violara a su hijo adoptado. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario